¿En qué debemos pensar al contratar un servicio de diseño web para una clínica veterinaria? En realidad, son muchos los puntos clave que hay que considerar porque la competencia en el ámbito de los veterinarios es muy elevada y con nuestra web podemos marcar la diferencia.

Aunque las empresas de diseño web saben lo que hacen, te recomendamos que te aprendas bien los siguientes apartados para que, en el momento en el que quieran ver tu idea sobre el nuevo diseño de la web, puedas saber exactamente lo que buscas.

diseno-web-clinica-veterinaria

¿Cómo montar una web para un centro veterinario?

Tipo de diseño web

Las webs de veterinarios siempre tienen algunos elementos comunes; podemos revolucionar la idea, pero siempre prestando atención a esas claves que las definen.

Por ejemplo, siempre se suelen decantar por tonalidades neutras que incentiven a la lectura. También se suele tener un diseño sencillo, pero con diferentes funciones para adaptarse a lo que el cliente busca.

No pueden faltar las imágenes de los animales, preferentemente que sean de animales que de verdad hayan sido tratados en el veterinario, o bien de los propios profesionales que trabajan allí. Dará un punto de confianza extra a la hora de contratar sus servicios.

Estructuración & contenidos web

Inicio: Pequeña introducción en dónde vamos a presentar brevemente la clínica, estableceremos un eslogan que haga referencia a todo lo que ofrecemos y colocaremos algunas imágenes que pueden ser las de nuestra clínica. Aquí vamos a enlazar todo el contenido de la web, secciones, redes sociales y también formas de contacto para evitar que el cliente pueda perder el tiempo.

Nuestra clínica: Aquí nos centraremos en dar la información de la clínica que queramos; muchas veces se explica la historia desde su inauguración hasta estos momentos, así como cualquier dato importante.

Nuestras instalaciones: Colocaremos imágenes de gran calidad de nuestra clínica; lo más normal es mostrar el recinto desde el exterior, el recibidor y algunas de las consultas. El quirófano y otras secciones relacionadas no deberían mostrarse en la web porque no siempre quedan bien debido al mal trago que pasan nuestros animales allí.

Servicios: En este apartado podemos especificar a todo lo que nos dedicamos. En algunos veterinarios también se ofrecen servicios de peluquería, de adiestramiento de animales…

No pierdas la oportunidad que te ofrece internet para que puedas mostrar al mundo todo lo que haces.

Galería: Esta es una muy buena idea porque podemos contar con las fotografías de los animales que han venido a vernos (siempre con el consentimiento de los dueños). De esta forma, será más fácil captar a más clientes.

Formas de contacto: Una vez que ya hayamos especificado a todo lo que nos dedicamos, llegará el momento de establecer las diferentes formas de contacto que ponemos a disposición del usuario: teléfono móvil, email, formulario, WhatsApp, redes sociales. Así, el cliente podrá elegir el sistema que más le convenza y empezaremos con buen pie.

Te podríamos dar más consejos o recomendaciones de cómo debería ser la web de tu clínica veterinaria y los apartados básicos que esta debe de tener, pero por hoy lo dejamos ahí, y si tienes dudas de como puede ser tu website puedes llamarnos o concretar una reunión de trabajo, donde podamos resolver todas tus dudas. 

Nuestra agencia de diseño web se encuentra en Linares (Jaén), por lo que podemos reunirnos en nuestra oficina o si lo prefiere en vuestra clínica. Si por motivos de distancia no pudiera ser, podemos hacer una videoconferencia,  no hay problema, para nosotros encantados de atender y ofrecer soluciones, pues llevamos más de 12 años trabajando con clientes de todas las zonas de España.